Las orquídeas son muy fáciles de cuidar cuando sigues las reglas básicas de jardinería. No requieren mucho mantenimiento y pueden convertirse rápidamente en una hermosa planta para decorar su interior si se cuidan. Esta planta, símbolo de fertilidad, alegrará tu interior con sus flores en forma de mariposa. Sin embargo, para mantener una hermosa planta de interior y obtener una floración óptima, hay que saber cultivarla.

Aquí hay algunos consejos naturales para plantar correctamente sus orquídeas en casa y mantenerlas a largo plazo. Tendrá hermosas plantas con flores y hermosas flores en sus orquídeas.

Limón, mejor aliado para una orquídea

orquídea

Para esta hermosa planta de interior, nada mejor que el limón para cultivarla. Las orquídeas son plantas con flores amantes de los ácidos. Para tener raíces y follaje saludables, el limón es el mejor aliado para tus orquídeas. Es perfecto para limpiar las hojas y evitar la proliferación de hongos a nivel de raíces. Además, el limón se puede utilizar como insecticida natural gracias a sus activos desinfectantes que ahuyentarán a todos los insectos y otros roedores de las hojas. Sobre todo porque el limón es rico en potasio y vitamina C que favorecen la floración de las orquídeas. Sin embargo, se desaconseja encarecidamente verter limón directamente sobre la planta. El ácido cítrico presente en el limón podría dañar esta planta perenne.

¿Cómo usar limón en una orquídea?

mantener orquídeas

Primer método: Necesitas limón, agua y algodón. Vierta el equivalente a diez gotas de jugo de limón en un recipiente que contenga 200 ml de agua. Tome una bola de algodón que empapará en esta mezcla de agua y limón y luego escúrrala. Luego pasa suavemente el algodón casi seco sobre las hojas de tu orquídea para limpiarlas. No se debe ver agua corriendo por las hojas. Es recomendable realizar esta operación sólo una vez a la semana. Ayuda a repeler insectos como las cochinillas.

Segundo método: Vierta el equivalente a tres gotas de jugo de limón en una botella con atomizador que contenga 200 ml de agua y agite bien la botella para mezclar todo. A continuación, puede rociar la mezcla sobre la base de su planta de interior. Este método también mantiene alejados a los insectos que se cuelan en las raíces de su planta de interior y, por lo tanto, previene enfermedades. Es recomendable poner sus orquídeas en una maceta de plástico transparente para poder comprobar sus raíces. Puedes utilizar este truco una vez al mes para el mantenimiento de tu planta.

¿Dónde colocar una orquídea en su interior?

orquideas diurnas

Las orquídeas deben colocarse en una habitación luminosa. Crecen mejor cuando se exponen al sol. Puedes ponerlos cerca de una ventana para que su exposición a la luz del día no sea directa. Si decide mover sus plantas de interior, hay que tomar precauciones. Por ejemplo, en el caso de las orquídeas, evita manipularlas cuando estén formando capullos. Este cambio podría provocar que su floración se detuviera repentinamente y obtuvieras flores marchitas. Estas plantas también pueden formar hojas en forma de acordeón. Es por eso que cuando coloca su planta de interior en un lugar, debe dejarla el mayor tiempo posible.

¿Cuándo se debe regar una orquídea?

orquídea de agua

Ya está casi listo para cuidar de su orquídea y darle toda la atención que necesita para una floración óptima y hermosas flores blancas. Ahora la orquídea es una flor amante de la humedad. Por lo tanto, no es necesario regarlo demasiado. Es más probable que muera por exceso de agua que por sequía. Es recomendable regarla con agua de lluvia o como se ha explicado anteriormente con agua y limón porque no soporta aguas duras. Como estas plantas aprecian la humedad, puedes humedecer sus hojas y tallos con bastante frecuencia con un atomizador que dejes a temperatura ambiente. Si tu orquídea está floreciendo, riégala cada diez días. Si aún no está en floración, puedes esperar hasta quince o veinte días.

En conclusión, las orquídeas requieren poco mantenimiento pero sí luz. Para estimular su crecimiento, siempre puedes agregar fertilizante nitrogenado a tus orquídeas. Durante los períodos de invierno, evite colocar su orquídea cerca de un radiador. Les gusta la humedad y odian el calor.